Nindirí, tierra jurásica

Entrar al parquesaurio y recorrerlo, es sentir que la era prehistórica toma vida y se convierte en una experiencia única e inolvidable.

El 12 de noviembre Kener Sánchez cumplió su sueño, estuvo por primera vez frente a un Tricerátops. No se lo creía. Era sábado y había llegado desde muy temprano a Nindirí, al parque donde desde julio de este año, siete saurios tamaño natural se exhiben para todo público.

El parque cuyo costo de construcción superó los 2 millones de córdobas, se ha puesto de moda en poco tiempo. Nindirí, que según nuestros ancestros debía ser conocida como “la montaña de las cochinillas” por su nombre en nahuatl, es ahora tierra de dinosaurios.

El parquesaurio se ubica a tan solo 26 kilómetros de Managua. En la entrada de Nindiri, pintoresca ciudad del departamento de Masaya, una ciudad que en los últimos 20 años se ha convertido en un sitio de creciente atractivo turístico.

Siete mastodontes jurásicos son el atractivo en el lugar que hoy, es uno de los destinos obligatorios del turismo local. Sánchez llegó al parquesaurio con su hermano mayor, Maynor. Hacía una semana había visto en un telenoticiero de Managua, que el inusual parque abría sus puertas al público.

El contenido del parque es algo nuevo en el país, que permite que la población pueda apreciar, admirar y aprender de estas fascinantes criaturas milenarias que habitaron el planeta. “Es una oportunidad para obtener más conocimientos científicos”, comentó la alcaldesa Clarissa Vivas.

Además de las recreaciones de especies, el parque cuenta con iluminación y sonidos de ambiente de la época jurásica, lo que hace que los visitantes viajen en el tiempo. Aquello se convierte en una experiencia única.

17 Noviembre, 2016

Deja un comentario